Prodways inventa un sistema de impresión 3D ultrarrápido

4 05 2016

Desde Imprimalia 3D,

fuente:http://www.imprimalia3d.com/noticias/2016/05/02/006142/prodways-inventa-sistema-impresi-n-3d-ultrarr-pido

“El fabricante francés de impresoras 3D Prodways acaba de presentar un vídeo en el que muestra la impresión tridimensional de una pieza a la velocidad de 2 centímetros por minuto, o sea cien veces más rápido que mediante las tecnologías habituales.

Prodways ha realizado estas impresiones 3D ultrarrápidas con resina de alto rendimiento de un modelo de la estatua de la Libertad: una pieza de  8,5 centímetros de altura en 4 minutos y 15 segundos.

La empresa francesa precisa que habitualmente la velocidad de impresión 3D en estereolitografía es del orden de un centímetro a la hora.

La prueba de Prodways se ha realizado en declinante, en las condiciones específicas en las que también se realizan los ensayos con las tecnologías propietarias.

prodways1 prodways3-1080x675

 

Según la empresa francesa, esta característica única permite visualizar, a medio plazo, la utilización de esta nueva tecnología, aín experimental, en aplicaciones profesionales específicas y, gracias a su rapidez, abrir un nuevo campo de posibilidades para la impresión 3D.”

 



Una impresora 3D podría imprimir medicamentos

21 04 2016

Por Manu Contreras () el 21/04/2016

“Investigadores de la University College han descubierto la forma de imprimir medicamentos de uso por vía oral usando una impresora 3D normal

La impresora Form 1+ de FormLabs puede imprimir medicamentos

La impresora Form 1+ de FormLabs puede imprimir medicamentos

Las impresoras 3D llevan años mejorando y bajando de precio. Muestran todo un mundo de posibilidades que nos permite hacer casi de todo, desde recrear pequeños objetos que se nos rompen, ahorrar dinero y hacernos nuestros propios correctores dentales o, por qué no, fabricar juguetes. La imaginación es el único límite para crear cualquier cosa.

¿Se podría llevar la impresión 3D al mundo de los medicamentos? Investigadores de la University College de Londres han descubierto que sí se puede, mejorando algunos avances en este campo. No han usado una impresora 3D tradicional que funde una resina para posar miles de capas y así crear una estructura. Han utilizado una impresora 3D SLA que se vale de una técnica llamada estereolitografía. Lo que hace es solidificar con un láser ultravioleta un punto para crear una estructura, normalmente logrando una mayor resolución que otras técnicas.

Dos pastillas, unaa de PAS y otra de Paracetamol impresas con una impresora 3D que cuesta 2.800 euros

Dos pastillas, una de Ácido paraaminosalicílico (PAS) y otra de Paracetamol impresas con una impresora 3D que cuesta 2.800 euros

Con la impresión SLA se pueden crear medicamentos en formas y dosis más precisas, sin degradación del principio activo que se deteriora con el calor que requieren los otros métodos. En este caso han utilizado una impresora de alta resolución Form 1+ de FormLabs, que ahora mismo cuesta 2.800 euros. Un precio muy competitivo si vas a usarla durante años.

Si este tipo de impresión se logra colar en las casas se podría mejorar la vida de muchas personas que tienen que moverse para comprar medicamentos. Por ejemplo, si se instala una de estas impresoras 3D en un domicilio de una persona con movilidad reducida, y entregando los componentes activos necesarios, se pueden imprimir pastillas con dosis que podrían variar según la semana o el mes. Algo que el mismo médico o farmacéutico podrían activar remotamente.

También se podrían imprimir en formas y colores más interesantes para que los niños tomen medicamentos de una forma más divertida y amena. No es lo mismo ingerir todos los días unas pastillas normales que tomarlas con formas, como por ejemplo un dinosaurio, un coche, un avión un personaje que le guste.

Comprimidos impresos en 3D

Comprimidos impresos a base de capas, como en una impresión 3D tradicional. Foto: DailyMail.co.uk

Es el principio de una nueva forma de entender los medicamentos, no tienen por qué ser todos iguales, del mismo color e incluso que contengan la misma dosis.

El problema sigue siendo que las impresoras SLA son muy caras, que el proceso no está certificado y que hay que combatir el desconocimiento de esta tecnología. Pero no podemos negar que el futuro de la impresión 3D se abre a más campos que jamás habríamos imaginado.

fuente: http://clipset.20minutos.es/una-impresora-3d-podria-imprimir-medicamentos/




Revolucionando el proceso de inyección/Revolutionizing the Injection Molding Process

17 04 2016

Revolutionizing the Injection Molding Process

Autor: Patricia Parrado.- 5 abril 2016.- http://www.ennomotive.com

Everybody knows that 3D printing is helpful to prototype your products before investing in tooling. Manufacturing of prototypes has been traditionally very expensive but since the arrival of 3D printing for injection molding, that’s not a problem anymore!

In fact, 3D printing is commonly used to build prototype parts for the detection of issues related to form, fit and function. However, 3D printed prototypes cannot provide a complete assessment of an injection molded part’s functional performance, because 3D material properties are different than those actually used in injection molding.

Up to now, the only option to produce injection molded parts was to previously procure an aluminum tool. While these molds are far less expensive than their steel counterparts, costs and lead times are still significant.

Injection mold example

Source: Stratasys

Today, it is even possible to print also the injection molds in 3D. These injection molds are perfect when designing the prototype of the product with more detail.

3D printers deliver a very high resolution and smooth surfaces that are ideal for building injection molds, capable of producing prototype parts in end-use thermoplastic.

Furthermore, they can be constructed in one or two days, the opposite to days and weeks for metal tools.

The most interesting part is that, by using these tools instead of the metallic ones, a company will reduce the investment costs up to 80% and acquisition time by 50%!

Seuffer products

Source: Seuffer

Let us share with you a nice case study.

Seuffer is a German engineering and manufacturer of electromechanical equipment for automotive and house hold appliances, such as main switches, direction indicators, gear selector switches etc.

They produce between 12 to 15 million plastic parts per year and also buy that quantity to their suppliers, with a benefit of 100 million $.

Seuffer used to produce some prototypes with a 3D printer, but the rest of them with injection molds. They started to print not only the prototypes, but also their injection molds, reducing their prototyping costs and lead times dramatically.

Seuffer´s improvements

Source: Stratasys

The figure on the left shows the comparison, in time and cost spent, before and after using the 3D printer to produce injection molds.

Before using the 3D printing to manufacture the molds, they spent 56 days and 40,000 € to produce their tools.

Today, they spend only 2 days and 1,000 €!

Time and costs have been consistently reduced, in around 90% and 97.5%, respectively!

This technique has helped Seuffer improve their Time To Market with fewer changes to final mass production.

 

Looking at Seuffer’s results, 3D printing will be the future of manufacturing, don’t you think?

 

And …  BTW … Do you remember our challenge about lost wax casting? The winner solution was in fact a similar idea! So … if you like to challenge yourself, learn and win cash prizes…

fuente: http://www.ennomotive.com/revolutionizing-injection-molding-process/




Una nueva fresadora de bajo coste. Ciclone.

15 04 2016

La función principal de Cyclone es fresar circuitos impresos, además puede cortar y grabar metacrilato, madera y cera.

Desarrollada en el proyecto reprap y optimizada por bq.

Sigue las instrucciones ofrecidas por bq para su montaje!

Incluye una Dremel-200 Series!

Especificaciones Técnicas
Especificaciones tecnicas Cyclone bq




Unboxing BQ Ciclop escanner

15 04 2016

Hemos empezado con el montaje del escaner BQ

IMG-20160408-WA0006 IMG-20160408-WA0009 IMG-20160408-WA0011 IMG-20160408-WA0012

Y finalmente calibrando el funcionamiento del escanner con la aplicación Horus para su funcionamiento.

 




Escáner BQ

4 04 2016

Hoy hemos recibido el  escáner  Ciclop de BQ. Haremos en breve el unboxing.

IMG-20160331-WA0001




Escaner open source

17 03 2016

El escáner 3D Ciclop es un proyecto 100 % libre. Al igual que todos los productos que forman parte del ecosistema DIY de BQ, Ciclop y Horus tienen licencia CC-BY-SA y GPL. Toda la información sobre el diseño mecánico, la electrónica y el software están disponibles para la comunidad pasando a pertenecer al Patrimonio Tecnológico de la Humanidad.El objetivo no es solamente que sea posible estudiar y entender el funcionamiento del escáner, queremos que la comunidad se involucre, realice modificaciones, mejoras y evoluciones a partir de Horus. Apostamos por el libre conocimiento y queremos con ello contribuir e impulsar el desarrollo de estos dispositivos.

454fff187ce0ce66d8d822cf40b0949394fe1967

2de290d50732c6c89e1a0e9028ad46468ded74c9 23392fa3a1b5fd78be5946d9696b3dfa3882fb6e

fuente: http://www.bq.com/es/ciclop




Filabot en la EPSA

20 02 2016

Ya tenemos disponible la filabot filestruder. Con boquillas de 1,75 y 3 mm ya podemos crear nuestros flamentos personalizados para las impresoras 3D.

IMG_20160218_124110

 




Una impresora 3D crea huesos, músculos y cartílagos

16 02 2016

Interesante articulo publicado en el pais sobre esta impresora 3D.

fuente: http://elpais.com/elpais/2016/02/15/ciencia/1455549450_487184.html

“Texto original…

Los diccionarios tecnológicos tienen que ir haciendo hueco a un nuevo término: la bioimpresión. Usando una impresora 3D creada por ellos, un grupo de especialistas en medicina regenerativa de EE UU ha demostrado la viabilidad de tejidos vivos impresos. Con el mismo sistema imprimieron huesos, cartílagos y músculos que después implantaron en modelos animales. En un porcentaje superior al 90%, las estructuras impresas regeneraron el tejido, creando su propio sistema vascular.

La ingeniería de tejidos es una de las grandes promesas de la medicina regenerativa. En un futuro, tras escanear la zona u órgano dañada, un programa modelará la estructura y tejidos a imprimir y una impresora 3D que usa células en vez de tinta obrará el milagro. Ya hay empresas que comercializan tejidos celulares sacados por la impresora, como Organovo. Pero restaurar una parte del cuerpo defectuosa o dañada por un accidente exige una tecnología que aún no ha llegado pero que la ciencia está acercando paso a paso.

El último de estos avances lo ha dado el grupo de investigación en medicina regenerativa del Centro Médico Baptista Wake Forest (Winston-Salem, EE UU). Dirigidos por Anthony Atala, han creado una impresora de material vivo o bioimpresora. Su nombre o siglas es ITOP, o sistema integrado de impresión de tejidos y órganos, en inglés. El artilugio es algo aparatoso, pero no más que otras impresoras 3D de uso industrial. Pero ITOP imprime estructuras vivas en vez de cosas.

“Esta nueva impresora de tejidos y órganos es un importante avance en nuestro objetivo de crear tejido de reemplazo para los pacientes, dice en una nota el doctor Atala, que ya hace unos años consiguió crear cartílago con una impresora de inyección de tinta. Ahora han perfeccionado el sistema. “Puede fabricar tejidos a escala humana de cualquier forma y estables. Con su desarrollo, esta tecnología podría usarse para imprimir estructuras de tejidos y órganos para su implantación quirúrgica”, añade.

En 2012, este equipo de investigadores imprimió cartílago con una impresora de inyección

ITOP parte de aquellos primeros trabajos. La impresora realiza un doble proceso. Por un lado, usa polímeros para recrear una matriz con la estructura básica del tejido a imprimir. Por el otro, sobre esa estructura inyecta un hidrogel enriquecido con las células de interés. Por ejemplo, precursores de las fibras musculares, mioblastos, para imprimir un músculo, o condrocitos si lo que se trata es de crear una oreja u otro tejido cartilaginoso. Los investigadores usaron también células madre procedentes de líquido amniótico humano como base para imprimir una mandíbula o una porción del cráneo.

El principal problema hasta ahora en este punto del proceso era conseguir que el biomaterial impreso no solo se mantuviera vivo, sino que sirviera de base para que las células proliferaran a lo largo de la estructura. Según los resultados de su investigación, publicada en Nature Biotechnology, tanto las células usadas para el tejido muscular, como los de huesos o las de la oreja seguían vivas seis días después de su impresión y habían iniciado procesos de proliferación celular.

Lo siguiente fue probar su viabilidad tanto estructural como funcional. Cada una de las impresiones fue implantada en diferentes modelos animales, ratas y ratones. En los cuatro casos, la supervivencia celular superó el 90% y en todos ellos, los tejidos impresos fueron capaces de proliferar, generando nuevo tejido. Una de las claves para esta regeneración parece haber sido la inclusión de microcanales dentro la estructura impresa que, como si fuera un sistema vascular propio, permitieron la circulación del oxígeno y los nutrientes.

Porción de una mandíbula y oreja impresas con el sistema ITOP
Porción de una mandíbula y oreja impresas con el sistema ITOP Wake Forest Institute for Regenerative Medicine
 

“Nuestros resultados indican que la formulación de biotintas que hemos usado, combinado con los microcanales, ofrece el ambiente adecuado para mantener las células vivas y soportar el crecimiento celular y de los tejidos”, explica Atala. Aún queda lo más difícil, repetir estos resultados con humanos. Pero el Ejército de EE UU, que es el que ha financiado esta investigación por sus grandes posibilidades con los heridos de guerra, está decidido a que la impresora de huesos sea una realidad.

Una pasada.




Primera pieza externa en la Nobel 1.0

8 02 2016

Hoy hemos probado la impresión de una pieza no ejemplo en la impresora Nobel, mediante técnica de UV SLA.

IMG-20160208-WA0005 IMG-20160208-WA0007 Portapapeles01

IMG-20160209-WA0004